Convierte tu café diario en el primer paso para tu ahorro

0.00

 

En muchas ocasiones no nos damos cuenta del efecto que tienen las pequeñas acciones cotidianas. Un ejemplo de ello es Karen, quien solía ir por su café favorito diariamente camino al trabajo. A simple vista parece que son cosas necesarias y que no representan una cantidad considerable de dinero, pero cuando las ves acumuladas puedes notar que sí es una suma que pudiste haber ahorrado para lograr tus metas. 

Por ejemplo, en el caso de Karen, que suele comprar un café con leche de almendra al día, durante cinco días a la semana, por un mes, si se hace esta suma es más fácil que se dé cuenta de cuánto dinero implica como gasto cada mes. Y así como en el caso de un café, lo puedes aplicar en otras cosas de tu día a día: cuando comes fuera de casa, cuando te transportas o incluso en cómo usas tu tiempo de ocio y esparcimiento. 

¿Cómo ahorrar en tu día a día? 

Entonces, ¿Cómo puedes comenzar a hacer esta clase de ahorro? Simplemente es cambiar, paso a paso, de hábitos. Sólo hacer esto hará una diferencia en tus gastos mensuales y podrás destinar ese dinero a un plan en particular. Estas son algunas de las cosas que puedes hacer en tu día a día, al igual que Karen al preparar el café en casa de vez en cuando: 

  • Prepara tu comida cada vez que puedas. 
  • Transpórtate en bici o camina, para distancias cortas. 
  • Haz un presupuesto semanal destinado a tu esparcimiento y respétalo. 

No dejes el control de tus finanzas para después 

La forma en cómo te relacionas con tus finanzas personales es una pieza importante para tu futuro. Y la mejor acción que puedes tomar es no posponerlo y simplemente empezar. Al inicio tal vez parezca un poco difícil acostumbrarse, pero después de un par de semanas y un mes será más fácil convertirlo en un hábito. 

Recuerda que crear hábitos sanos para Tu Yo del Futuro® es una tarea de tu yo del ahora. No aplaces la planeación del futuro que quieres para ti: haz una lista de cosas que te gustaría lograr, sueños y objetivos, y sobre todo, acciones que puedes ir tomando para acercarte a ese escenario ideal. 

Haz una breve reflexión sobre qué clase de gastos habituales tienes y cómo puedes prescindir de ellos en medida de que no sean tan necesarios. No tiene que ser siempre, lo importante es que tengas noción de que te estás preparando para lograr tus metas desde ahora.  

Una vez que comiences con estos ligeros cambios de hábitos, te será más fácil ir por otras metas y continuar el cambio para lograr un control en tus finanzas que te beneficie, sobre todo a largo plazo, por ejemplo, ver por tu retiro y tener libertad financiera. Aquí te dejamos unos cuantos tips que pueden ayudarte a mejorar tu relación con tus finanzas. ¡No subestimes estas acciones! Tu Yo del Futuro® te lo agradecerá. 

En Profuturo nuestro objetivo es apoyarte para que dispongas de mejores soluciones que te garanticen un mejor balance financiero y que cuentes con una mejor pensión para tu retiro, tu futuro y el de las personas que amas. Conoce nuestros productos y servicios que ofrecemos: con nosotros ahorrar es fácil y sin complicaciones. También puedes escribirnos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter o Instagram.   

Si aún no eres parte de Profuturo, puedes dejar tus datos aquí para que conozcas nuestros servicios y estés más cerca de construir un mejor futuro para ti y tus seres queridos. 

.