Atrévete a mejorar tus finanzas personales 

0.00

 

¿Sabes cuándo es el momento ideal para empezar a hacer cambios en tus finanzas personales? Te lo respondemos: ¡Siempre! Cualquier día es ideal para que alguien mejore sus hábitos financieros. Lo único que te espera del otro lado son muchas oportunidades para crecer, tomar las riendas de tu dinero y aprovecharlo según las posibilidades de cada quien siempre es una excelente idea. 

¿Cómo comenzar con cosas básicas y sencillas? En realidad, basta con que te organices, tengas determinación y prestes atención en cómo te administras. Hay acciones sencillas que puedes hacer y que pueden darte una idea de cómo es vivir cuando comienzas a planificar Tu Yo del Futuro®. Te compartimos algunas ideas por donde puedes comenzar. 

Ahorra de forma inteligente 

Cuando no se cuenta con ingresos fijos al mes para saber con exactitud cuánto se puede ahorrar, una excelente opción es guardar tu dinero en un lugar donde crezca. No es lo mismo tener tus ahorros en casa, que tenerlos en un lugar donde generen rendimientos 

Una Afore, por ejemplo, es una excelente opción para ayudar a que el dinero que tienes guardado no permanezca estático y así le haga frente a la inflación. Sea el lugar que eliges, infórmate primero y permítete usar de forma inteligente tus ahorros. Esta simple acción hará una gran diferencia a largo plazo.

Conoce a profundidad tus hábitos financieros 

Para hacer un cambio real en tus finanzas personales, será necesario que las conozcas a fondo: ¿Cuánto ganas? ¿Cuánto gastas al mes? ¿Cuáles son tus gastos más frecuentes? ¿Qué clase de gastos puedes evitar? Estas son preguntas sencillas que puedes resolver y que te darán mucha información para que te guíes en el proceso de re-organizar el cómo te administras. 

No temas servirte de la tecnología para hacer esto más fácil. Existen apps que te pueden agilizar algunos procesos al mes para hacer este proceso más sencillo, como: 

  • Sincronizar tus datos con una gran cantidad de bancos, registrar todas tus transacciones y categorizarlas. Además, de ofrecer resúmenes financieros que se adecúan a tus objetivos. 
  • Hacer cálculos instantáneos.  
  • Usar la Inteligencia Artificial para analizar tus finanzas personales y que tomes decisiones inteligentes al respecto. 

Define objetivos y síguelos 

Tal vez ahora no tienes un objetivo en concreto, pero si piensas detenidamente descubrirás que tienes sueños para tu futuro. Enfócate en esas metas: a corto, mediano y largo plazo. Ve cuáles son las más prioritarias y las más factibles, después comienza a crear un plan y un calendario que te ayuden a ir por ellas.  

Piensa en objetivos como irte de vacaciones, hacerle una mejora a tu casa, liberarte de una deuda, los primeros pasos para iniciar un negocio o tu retiro. Los sueños también te darán motivación para expandirte desde cómo usas tu dinero y te darán dirección: por ejemplo, hacia dónde enfocar tus esfuerzos y qué objetivos son más importantes para ti que otros. 

Convierte tus gastos hormiga en inversión 

Ahorra en tu día a día con simples acciones que, a largo plazo, habrán hecho una diferencia. Invierte el dinero que ahorras al hacer estos cambios: puede ser para liberarte de una deuda o para comprar algo que realmente necesitas. Dejando de lado tus gastos necesarios de cada mes, existen otras cosas que sabes podrías evitar, pero también gastos que pueden costarte menos, como buscar siempre promociones y ofertas.  

Te compartimos algunos ejemplos de lo que puedes hacer en tu cotidianidad: 

  • En vez de comprar café todos los días camino al trabajo, puedes hacerlo en casa. 
  • Prepara tu propia comida para no salir tanto a comer.  
  • Opta por formas de entretenimiento que no impliquen gastar, como ir a parques, museos, salir a caminar, hacer ejercicio. ¡Aprovecha la oferta cultural de tu ciudad! 
  • Compra cosas de segunda mano y dale una nueva vida a objetos en buenas condiciones. 
  • Define un límite de gastos a la semana y al mes, y síguelo sin sobrepasarte. 

Así como estas acciones, hay muchas otras que requieren más de tu determinación que de recursos. Lo más importante es que decidas intentarlo. Desde cambiar el rumbo de tus finanzas en tu beneficio, hasta ir por tus sueños y ver por tu futuro: todo eso requerirá de tu esfuerzo, pero también te lo agradecerás y te dará más tranquilidad. 

En Profuturo nuestro objetivo es apoyarte para que dispongas de mejores soluciones que te garanticen un mejor balance financiero y que cuentes con una mejor pensión para tu retiro, tu futuro y el de las personas que amas. Conoce nuestros productos y servicios que ofrecemos: con nosotros ahorrar es fácil y sin complicaciones. También puedes escribirnos en nuestras redes sociales de Facebook, Twitter o Instagram.   

Si aún no eres parte de Profuturo, puedes dejar tus datos aquí para que conozcas nuestros servicios y estés más cerca de construir un mejor futuro para ti y tus seres queridos. 

.

Ahorrar mucho y pocas veces VS ahorrar poco y constante

3.71

 

¿Alguna vez te has preguntado cuál es la frecuencia de ahorro ideal para mejorar tus finanzas personales? Entre ahorrar mucho y ahorrar poco hay un factor que determina en gran medida si podrás cumplir tus metas a corto, mediano y largo plazo: la constancia.

Ahorro poco pero constante

Poco a poco se pueden lograr grandes cosas. Ser constante en tu ahorro implica disciplina, fuerza de voluntad, convicción y decisión. Aunque la cantidad destinada a tu ahorro sea pequeña, mientras sea constante, lograrás alcanzar tus objetivos de ahorro.

Ahorrar mucho y pocas veces

Probablemente, al destinar una cantidad grande de tu sueldo con poca frecuencia, sentirás un impacto más fuerte en tu cartera. Esta es un método muy engañoso si es la único que utilizas. En cambio, si sumas un pequeño ahorro constante, y además realizas ahorros más grandes desde una fuente de ingresos extra (como tu aguinaldo, algún bono, o reparto de utilidades), seguramente te sorprenderá lo que puedes lograr.

Mucho o poco, lo importante es comenzar ahora

Si bien, la cantidad de tu ahorro es importante, generar el hábito de ahorro lo es aún más. Sea mucho o poco, lo ideal es iniciar con tu ahorro tan pronto como sea posible. Esto te dará la posibilidad de visualizar y planear tu futuro de una forma más realista y comprometida.

En realidad no están peleados un método y el otro. En el caso de Profuturo, te ofrecemos las herramientas para que puedas domiciliar tu ahorro para que mantengas fija una cantidad cada cierto tiempo, o bien, que puedas invertir una cantidad más grande en caso de que recibas un ingreso extra, como puede ser tu aguinaldo, un sobresueldo o un trabajo adicional que hagas por tu cuenta.

Comienza ya a ahorrar para tu retiro haciendo tus aportaciones en tu Cuenta Individual. Sin importar la cantidad, procura ahorrar poco a poco para generar el hábito. Cualquier momento del día será el mejor para tomar la decisión y prepararte para el futuro.

En Profuturo nuestro compromiso es que tengas un mejor futuro, acércate a nosotros para que conozcas todos los productos y servicios que tenemos para lograrlo. Déjanos un mensaje en nuestras redes sociales de Facebook o Twitter y mantente al tanto de nuestras publicaciones en el blog. 

Si todavía no eres parte de Profuturo te invitamos a registrarte en nuestra sección exclusiva para clientes, y consultar a detalle toda la información de tu cuenta de Afore; o mejor aún, descarga la app Profuturo Móvil y revísala desde tu celular. ¡Haz tu Afore más fácil!

.